¿Cuál es la fiebre del Chikungunya?

El término Chikungunya proviene del idioma makonde que significa “postura retorcida”, debido al aspecto encorvado de los pacientes causado por los dolores articulares que este provoca. El Chikungunya es una enfermedad viral que se propaga por la picadura de los mosquitos Aedes aegypti o Aedes albopictus infectados, que son los mismos vectores del Dengue y el Zika.

La propagación del Chikungunya se informó por primera vez en África, específicamente en en el sur de Tanzanía en 1952, tiempo después emigró a Asia, Europa e islas de los océanos Índico y Pacífico. El primer caso confirmado de Chikungunya en América ocurrió en 2013, en islas del Caribe.

Áreas en Riesgo de Chikungunya, CDC Marzo 2 del 2022

De acuerdo con la OMS (2020) la enfermedad se presenta entre los cuatro y ocho días después de la picadura de un mosquito infectado, aunque este intervalo puede oscilar entre dos y 12 días. La fiebre Chikungunya se caracteriza por la aparición de fiebre, acompañada de dolores articulares que suelen ser muy debilitantes, además de dolores musculares, inflamación articular, dolor de cabeza, náuseas y erupciones cutáneas.  Aunque, comúnmente, los síntomas desaparecen en pocos días, se pueden prolongar durante semanas, meses e incluso años.

Cuando los pacientes presentan síntomas leves la infección puede pasar inadvertida o diagnosticarse erróneamente como otra enfermedad. En algunos casos debido a los síntomas suele ser confundida erróneamente como Dengue. No obstante, a diferencia del dengue, la fiebre Chikungunya raramente evoluciona hasta poner en riesgo la vida del enfermo. A pesar de que, las complicaciones graves no son frecuentes, la fiebre Chikungunya puede ser un factor que contribuya a la muerte en las personas mayores que padecen otras enfermedades.

El Chikinguya solo puede dar una vez, ya que luego de contraer el virus se desarrollan anticuerpos que se encargarán de proteger a las personas. De acuerdo con la evidencia disponible hasta el momento, habría inmunidad de por vida. ​

Por el momento no hay vacunas contra el virus del Chikungunya, existen algunas en ensayos clínicos, pero todavía faltan varios años para que puedan ser autorizadas y comercializadas. El manejo clínico se centra en aliviar los síntomas, entre ellos el dolor articular (con antipiréticos y analgésicos), así como en administrar líquidos al enfermo y hacerlos descansar. La única forma que existe hasta el momento es evitando la picadura del mosquito, entre las recomendaciones dadas por los expertos encontramos:

Es importante evitar todos los criaderos de mosquitos, como materas, floreros, charcos, chatarra y otros donde se pueda almacenar agua. Procure lavar cada ocho días tanques y albercas que almacenen agua de uso doméstico, para una correcta limpieza debe aplicarse cloro con una esponja en las paredes de los tanques y albercas por encima del nivel del agua, dejar actuar por 15 minutos, y posteriormente restregar con cepillo de cerda dura para desprender los huevos del vector. Por otra parte, se aconseja usar ropa que cubra la máxima superficie posible de piel, utilizar mosquiteros o toldillos y muy primordial aplicar repelentes de mosquitos, como nuestro protector solar+repelente Sun&Rep en la piel expuesta y en la ropa, siguiendo sus instrucciones de uso.


Referencias:

OMS. (2020). Chikungunya. Organización Mundial de la Salud.
https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/chikungunya

MinSalud. (S.F ). Fiebre chikunguña. Ministerio de Salud y Protección Social.
https://www.minsalud.gov.co/salud/publica/PET/Paginas/chikunguna.aspx

Kantor, I. (2018). DENGUE, ZIKA, CHIKUNGUNYA Y EL DESARROLLO DE VACUNAS.
http://www.medicinabuenosaires.com/revistas/vol78-18/n1/23-28-Med6793-Kantor.pdf

CDC. (2022). Areas at Risk for Chikungunya.
https://www.cdc.gov/chikungunya/geo/index.html

¡ Comparte nuestra publicación !

About the author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.